viernes, 21 de diciembre de 2012

Ceres, la leyenda celestial

Título original: Ayashi no Ceres
Directores: Hajime Kamegaki
Basado en el manga de: Yû Watase
Doblaje (original): Yumi Kakazu, Susumu Chiba, Katsuyuki Konichi, Junko Uwao, Mayumi Asano
Doblaje (español): Marta Estrada, Ángel de Gracia, Óscar Redondo, Susana Damas, Nuria Cepero
Año: 2002
Género: Fantasía. Drama. Romance. Terror. Acción.
Duración: 21 min. aprox. por capítulo (24 episodios) 


Sinopsis
Cuando Aya y Aki, dos hermanos gemelos, nacieron fueron marcados por un destino fatal: ambos son la reencarnación de una antigua pareja que inició el clan de los Mikage, una familia dispuesta a cometer las mayores atrocidades con tal de conseguir su objetivo. Aya es la reencarnación de Ceres, una diosa celestial cuyo marido, Mikagi, un humano, le robó el manto que le permitiría volver al cielo y que la forzó a ser su esposa, reencarnándose en Aki. La estrecha relación entre estos hermanos es rota el día en que cumplen 16 años, pues los Mikage se reúnen con ellos para dar muerte a Aya, al igual que llevan haciendo siglos atrás cada vez que la diosa se reencarnaba, jurándose que acabaría con todo el clan de su odiado marido. Pero Aya, gracias al poder de la diosa, consigue escapar a la muerte. Más tarde será ayudada por Yûhi, un chico de su edad que se convierte en su protector, y por Tôya, un enigmático personaje que ni él mismo sabe quién es a causa de la amnesia que sufre y que está al servicio de los Mikage, lo cual no impide que Aya se enamore de él…

 Comentario
De nuevo tenemos un anime que hemos visto tras la lectura de su correspondiente manga, Ayashi no Ceres, aunque en la versión española le han cambiado el título por el de Ceres, la leyenda celestial.  La animación es bastante fiel a la versión en papel, aunque hay algunas pequeñas diferencias entre ambas pero que no interfieren en la progresión de la trama. El desarrollo de los capítulos lleva una buena velocidad, no van ni demasiado rápidos como para perdernos detalles, ni demasiado lentos como para aburrirnos, ni siquiera en la parte en la que Tôya y Aya viven su historia de amor apartados del resto del mundo. Pensé que se iban a entretener más en esta parte y a hacerla aburrida, pero por suerte me equivoqué.

Un buen punto a favor del anime es la banda sonora, la cual nos gustó bastante. Hay en concreto ciertas piezas que nos encantaron al ser tan agradables al oído. En cuanto a la canción del opening, por contra, no nos llenó tanto, y las imágenes que se veían mientras sonaba el tema principal de la serie se nos antojaban pobres y aburridas en contraste con la fuerza que emiten ambos endings, aunque de éstos, nos quedamos con el primero por las imágenes tan bonitas que lleva. También hay que decir que el doblaje es bastante bueno, con algunas voces conocidas de otros animes y otras novedosas para nosotros. En concreto, el doblaje de Aya evoluciona con el caracter del personaje, quien, como dije en la reseña del manga, pasa de ser un personaje fuerte y seguro de sí mismo a ser débil y dependiente de los demás, y así lo notamos en la voz de Marta Estrada, la dobladora de este personaje creado por Yuu Watase. Fácilmente reconocible es la voz de Francesc Rocamora, que, a pesar de no doblar a ningún personaje principal, reconocemos en seguida la voz de Tamahome. La que quizá no nos motive tanto es la de Óscar Redondo, quizá un poco monótona para un personaje tan activo como es Tôya.

Otro punto a favor que tiene el anime es que, al final de cada capítulo, consiguen dejar al espectador intrigado. Nosotros no conseguíamos decir "venga, un capítulo y lo dejamos" y hacernos caso a nosotros mismos, sino que al final terminábamos viendo el DVD entero (unos seis capítulos). Siempre dejan la trama en suspense, logrando que no nos levantáramos del sofá por seguir viendo cómo continuaba la serie. La tensión está asegurada, y la intriga nos deja los nervios a flor de piel.

Pero a todo lo dicho debemos añadir el final del anime, el cual no desvelaremos por motivos obvios, aunque sí diremos que no es nada diferente del leído en el manga, por lo que, al igual que en éste, Ayashi no Ceres termina la historia de Aya un tanto pesimista, y las lagunas que vi en el libro las vemos aquí también, no se han molestado en corregir nada, si bien tal vez sea para respetar lo que la autora dibujó en su momento. Por lo demás, Ceres, la leyenda celestial no deja de ser un anime muy recomendable y que, a pesar de estar eclipsado por Fushigi Yûgi, no deja de tener cierta atracción que hace que no nos despeguemos de la pantalla.

Nota: 7/10.



4 comentarios:

Kitty Holmes dijo...

A mí el anime me enamoró ^_^ Me encanta que sea un shojo que se salga de lo normal, con una trama muy atípica. Completamente de acuerdo con lo de los openings y endings: el opening se me hace muy lento en comparación con los enérgicos endings. En cuanto al final... sí, es muy deprimente. Pero bueno... esta es una de las series que siempre intento recordar por su desarrollo, y no por su final :$

Besos

Café de Menta dijo...

La verdad es que para ser un anime de acción el opening era bastante lento, pero por lo demás es un buen anime.
Muchas gracias por tu comentario!!
Un abrazo!!

Jaune Grenouille dijo...

Me encanta el anime y este tiene pintaza, me lo apunto sin dudarlo ^^
Gracias por la recomendación.

Café de Menta dijo...

Si te gusta Yuu Watase éste te gustará sin duda, y si no conoces a la autora es un buen anime para entrar en su mundo. ;)
Muchas gracias por tu comentario!!
Un abrazo!!